Hardware

La próxima generación de Thunderbolt llegará con un ancho de hasta 120Gbps

Intel ha mostrado un prototipo de la próxima generación de Thunderbolt, una especificación de Intel que ha permitido, desde hace años, la transferencia de datos de forma mucho más veloz de lo que se solía poder por USB. Sin embargo, con los avances de la interfaz USB, esto lleva un tiempo sin ser exactamente así, y en este caso, el anuncio se alinea con el lanzamiento de la especificación USB 4.

En este caso, se introducen cambios que nos permitirán gestionar el ancho de banda y su dirección, de forma que podemos tener un ancho de banda total de 160Gbps, donde se pueden repartir equitativamente con 80Gbps de transmisión y 80Gbps de recepción, o se puede reasignar dinámicamente para contar con 120Gbps de transmisión –útil con monitores de última generación—y 40Gbps de recepción.

A diferencia de USB 4, donde estos anchos de banda son opcionales, la próxima generación de Thunderbolt contará sí o sí con estas velocidades, de modo que es de esperar que haya menos confusión, a cambio de un mayor precio a pagar por cualquier dispositivo certificado para este estándar de conexión.

Según Intel, podremos conectar incluso monitores 8K HDR a través de esta nueva versión de Thunderbolt.