Hardware

Las nuevas CPUs Intel Xeon serán un 20% más rápidas en IPC

Intel ha anunciado por fin su nuevo salto en lo que a procesadores para el mercado de servidores se refiere, un mercado en el que tiene una gran presencia y cuota que se ve amenazada gracias al creciente éxito de los AMD EPYC, por lo que el anuncio de hoy es el más importante de los últimos tiempos para los de azul.

Los nuevos Intel Xeon están basados en la arquitectura Ice Lake-SP y por lo tanto utilizan núcleos Sunny Cove fabricados con el proceso de 10 nm de la compañía. Según el fabricante los principales cambios son una mejora del 20% en el IPC junto a la capacidad de incluir hasta 40 núcleos por procesador, así como el uso de hasta 8 canales de memoria DDR4-3200 y soporte para 64 líneas PCI Express 4.0.

Respecto a la generación anterior Intel anuncia un incremento de rendimiento medio del 46% así como un rendimiento 2,65 veces más rápido que un Xeon de hace 5 años (8380 vs ES-2699v4). En concreto destacan uno de sus puntos fuertes es el incremento del 74% en el campo de la Inteligencia Artificial.

Según reza la propia Intel en su nota de prensa:

Rendimiento ampliado para impulsar nuevas ideas:

Los procesadores escalables Intel® Xeon® de 3ᵃ generación se han convertido en las mejores plataformas optimizadas para la carga de trabajo de la industria. Con aceleración de IA incorporada, estos procesadores proporcionan un rendimiento sin interrupciones y contribuyen a acelerar el impacto transformador de los datos desde la multinube hasta el borde inteligente y viceversa.

  • Rendimiento mejorado: proporciona una densidad de recuento de núcleos con múltiples zócalos con hasta 28 núcleos por procesador y hasta 224 núcleos por plataforma en una configuración de 8 zócalos. Esta característica impulsa un rendimiento, una transferencia y unas frecuencias de CPU mejorados en comparación con los procesadores escalables Intel® Xeon® de 2ᵃ generación.
  • Intel® Deep Learning Boost (Intel® DL Boost) con VNNI mejorado y nuevo bfloat16: El Intel® Deep Learning Boost mejorado con el primer procesador de la industria, que es compatible con 16 bits de coma flotante (bfloat16) para x86 e instrucciones de redes neuronales vectoriales (VNNI), ofrece una mejor inferencia de inteligencia artificial y capacidad de aprendizaje y proporciona hasta 1,93 veces más capacidad de aprendizaje de IA que la generación anterior.
  • Más Intel® Ultra Path Interconnect (Intel® UPI): hasta seis canales Intel® UPI aumentan la escalabilidad de la plataforma y mejoran el ancho de banda entre las CPU para cargas de trabajo de E/S intensivas en comparación con la generación anterior, lo que ofrece el equilibrio perfecto entre la mejora del rendimiento y la eficiencia energética.
  • Aumento de la velocidad y capacidad de la memoria DDR4: las mejoras en el subsistema de memoria incluyen la compatibilidad con hasta 6 canales de DDR4-3200 MT/s y DIMM de 16Gb, con hasta 256 GB DDR4 DIMM por zócalo.
  • Intel® Advanced Vector Extensions 512 (Intel® AVX-512): Intel® AVX-512 aumenta el rendimiento y la tasa de transferencia efectiva en las tareas computacionales más exigentes, como el modelado y la simulación, el análisis de datos y el aprendizaje automático, la compresión de datos, la visualización y la creación de contenidos digitales. Ahora disponible con hasta 2 instrucciones de multiplicación-suma fusionada (FMA), a partir de los procesadores Intel® Xeon® Gold 5300.
  • Compatibles con SSD Intel® Optane™ e Intel® QLC 3D NAND: ofrecen una combinación incomparable de alta tasa de transferencia efectiva, baja latencia, alta calidad de servicio y enorme resistencia para superar los cuellos de botella en el acceso a los datos. Con una interconexión NVMe* de baja latencia, el software de almacenamiento de bajo coste de Intel y nuestra memoria TLC 3D NAND más avanzada, las nuevas series de SSD Intel D7-P5500 y P5600 están diseñadas para soportar los intensos requisitos de E/S de las cargas de trabajo de IA y de análisis tanto en los centros de datos como en las implementaciones en el borde.